Iglesia de finales del siglo XII situada en el conocido balcón de Vilac, que ofrece una bonita panorámica de Vielha y del Valle de Aran. Es de estilo arquitectónico Románico-Gótico-Neoclasico que abarca los siglos XII, XIV y XIX.

Tiene planta basilical de tres naves separadas por arcos formeros de medio punto dovelados apoyados en pilares circulares, excepto los más cercanos a la cabecera que tienen forma octogonal irregular. En 1824 se sustituyó la cabecera original, probablemente formada por tres ábsides semicirculares de factura lombarda. En su lugar se construyó una gran cabecera poligonal, con cubierta piramidal y linterna en la parte central y posteriormente se añadió una sacristía, adosada al muro este.

La nave central está cubierta por bóveda de cañón y las laterales para cuarto de círculo. Las tres están divididas en cuatro tramos mediante arcos fajones. La puerta de entrada la podemos encontrar en el lado sur. Está formada por cuatro arcos dovelados de medio punto en gradación. El conjunto está protegido por un guardapolvo decorado con un sogueado y un ajedrezado.

Los arcos se apoyan en una imposta lisa, que se sustentaba en seis columnas de las que sólo se conserva una con el capitel esculpido con motivos entrelazados y su base también está decorada con motivos geométricos.

Lo más interesante de la portada es su tímpano. En el centro está esculpida la imagen del Pantocrátor rodeado por los símbolos de los cuatro evangelistas. Las figuras se adaptan al espacio con una cierta sensación de caos, incluso el pantocrátor supera los límites del tímpano, ocupando parte del dintel. Sobre los arcos podemos encontrar una lápida reutilizada. Es similar a otras lápidas que se pueden encontrar por el valle de Aran. Está formada por tres círculos en los que podemos ver un crismón y dos flores de nuevo pétalos circunscritas. Entre los círculos también se esculpieron dos cruces. La puerta conserva algunos detalles del cerrojo de tradición románica y los sillares decorados más interesantes representan motivos vegetales, una cabeza humana y un pájaro. Los sillares reaprovechados y con decoración también son muy abundantes en el interior del templo. Predominan las cruces, las espirales y los motivos en zigzag. También vemos esculpido lo que parece un caballo.

En el interior se conservan dos pilas de finales del siglo XII o inicios del XIII. Una es de agua bendita de grandes dimensiones decorada con elementos geométricos y bolas. El pie sobre el que se apoya está formado por un núcleo central rodeado por cuatro pequeñas columnas con base y capitel comunes. La otra pila es bautismal, datada a finales del siglo XII o principios del XIII. Está formada por un vaso semiesférico de mármol, que se apoya en un pie cilíndrico. Este tiene adosadas cuatro pequeñas columnas cilíndricas cuyo vaso está decorado externamente con una cenefa, situada en la parte superior, donde hay esculpido un dragón, la cola se transforma en un tallo ondulante, que recorre todo el perímetro. Los espacios que deja libres el tallo están ocupados por hojas y piñas. La parte inferior de la pila presenta una decoración a base de arcos, en la unión de los que hay una flor de lis. Justo debajo del dragón encontramos una figura femenina, totalmente desnuda, salvo la cabeza, que parece cubierta con una cofia, su base también está decorada con semiesferas y una cabeza humana.

También son de época románica los pies donde se apoyan los diferentes altares que hay en la cabecera del templo. El primero lo encontramos en el altar principal. Tiene forma rectangular y está dividido en tres espacios. En el recinto superior hay dos círculos separados por una línea discontinua. El espacio inferior muestra una cruz, mientras que en la parte central hay un cilindro vertical flanqueado por cuatro bolas. Este segmento del soporte presenta unas columnas cilíndricas en los ángulos. El siguiente altar está formado por un único bloque de piedra esculpido de tal manera que se distinguen dos espacios. El superior, a modo de capitel, presenta decoraciones de tipo geométrico. El último apoyo de altar, situado en una de las capillas del lado norte, está dividido en tres espacios.

Junto al muro de tramontana del templo se exponen algunos elementos encontrados en los últimos años como son ménsulas, bases de columnas y capiteles esculpidos. Los capiteles y la base de columna están decorados con los entrelazados carolingios que ya hemos visto en el capitel de la portada.

El campanario de torre se levantó en época gótica entre los siglos XIV y XV. Está situado sobre el último tramo de la nave central. Tiene planta cuadrada. En el piso superior se abren dos ventanas apuntadas a cada lado, a excepción del lado oeste donde hay cuatro. En el nivel inferior encontramos una única ventana por lado, de mayores dimensiones y decorada con tres arquivoltas apoyadas en columnas. Sus capiteles son de temática vegetal. La ventana está protegida por un guardapolvo que se apoya en ménsulas esculpidas con cabezas humanas.

Como novedad el campanario es visitable con reserva previa.

Rate us and Write a Review

Your Rating for this listing

angry
crying
sleeping
smily
cool
Browse

Your review is recommended to be at least 140 characters long